Si bien es cierto que tener una buena máquina de espresso en casa puede ser bastante costoso – aunque ya quisiera tener una – también es verdad que existen múltiples formas de preparación de café. Además, si vas a trabajar con café de especialidad es aún más importante poner en relieve métodos como la V60, Chemex, Sifón… que permiten disfrutar y apreciar más esta maravillosa bebida.

Afortunadamente estos métodos son mucho más asequibles y fáciles de tener en casa. Es por esta razón, que al no estar trabajando como baristas durante la concepción de nuestro proyecto, nos dimos a la tarea de probar en casa todos estos métodos, diferentes recetas, moliendas, tipos de café… que tuviéramos a la mano.

Por ejemplo, comenzábamos la mañana con una V60 de café Colombia (Maragogipe), luego preparábamos una segunda jarra en Chemex y finalmente un Sifón. Luego discutíamos sobre lo que encontrábamos en cada preparación: si había que ajustar la molienda, si estaba muy ácido o muy plano, cuál de los métodos había sido el que mejor resultado había ofrecido.

También veíamos como los cafés se comportaban diferentes con cada método, cómo un Etiopía podía estar muy plano en una Chemex, mientras que este método iba mejor para un Colombia.

Hemos estado haciéndolo durante los últimos 3-4 meses y ha sido una experiencia maravillosa. No solamente nos divertimos bastante, si no que hemos podido comparar y conocer más cercanamente otras variedades con las que no estamos tan familiarizados y, por supuesto, hemos ido adquiriendo una destreza rutinaria en el manejo de estos métodos.

Por otra parte, para la experiencia en máquina te aconsejamos que en primer lugar hagas una formación, SCAE si es posible. En este momento existen un sinnúmero de empresas y cafés y escuelas que ofrecen este servicio. Esto te abrirá la mente de lo que se espera de un barista y luego trata de hacer una práctica o trabajar por un tiempo en un café de especialidad. Definitivamente no hay nada como la experiencia para aprender a calibrar un molino, tirar un buen espresso y, el tan de moda, arte latte.

Categorías: Sin categorizar

0 commentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *